Compartir

Las medidas las prepara el Ministro de Salud, Lopetegui y los directivos de las principales prestadoras de medicina prepaga 

El Gobierno se reunió el martes 13 pasado, en un encuentro muy postergado que tenía como fin la promesa incumplida de salir del sistema de prestaciones obligatorias, en el que estaban empantanadas las privadas.

Pero no será una salida gradual y escalonada de las Prestaciones Obligatorias -que ya estaban corroyendo la estructura y las finanzas de algunas prepagas- sino el paso a otro sistema.

Último Aumento

En primer lugar, Lopetegui accedió a que las empresas aumenten un 4% las cuotas de Enero. Les aclaró que ese era el último aumento que autorizaban desde el Estado (hubo 3 en el año 2017) y que después debían apoyar la Ley que salga del Congreso.

La Ley

A más tardar en Marzo, el Gobierno enviará el proyecto consensuado al Congreso. Será una nueva Ley de Medicina Prepaga, que sustituirá a la que se impuso en el gobierrno anterior.

Esta Ley tenderá a la liberación de las tarifas. Es decir que cada prepaga podrá fijar sus tarifas y a la vez tratarán de que se eliminen o se atenúen las prestaciones adicionales que le agregaron a la PMO (Prestación Mínima Obligatoria).

También entraría en discusión eliminar la “obligatoriedad” de brindar tratamientos para enfermedades preexistentes y la de tomar a mayores de 65 años 

Consultados sobre esta liberalización del mercado de la salud, los directivos niegan esta primicia de Prensa Económica, pero agregan que “en todo caso, servirá para atender mejor a los pacientes, que han visto disminuido drásticamente su nivel de atención en los últimos años“.

Incluso se baraja entre las empresas de medicina prepaga, vender “coberturas parciales“, dando atenciones puntuales de acuerdo a la elección previa del cliente. Algo así como “un seguro para enfermedades futuras”.

En el verano se seguirán reuniendo los actores públicos y privados para tener listo el borrador de la ley en Marzo.

No hay comentarios